Logotipo del periódico digital El Diario de Málaga

ERC sin Junqueras: el líder dejará la presidencia tras las elecciones europeas.

El líder de ERC ha decidido tomarse un tiempo para reflexionar sobre su futuro y no se descarta que vuelva a presentarse como candidato a la presidencia en el próximo congreso que se celebrará en noviembre.

Oriol Junqueras, una figura clave en la política catalana, ha tomado una decisión sorprendente al anunciar su renuncia a la presidencia de ERC después de las elecciones europeas del 9 de junio. Esta noticia ha sacudido los cimientos de un partido que se encuentra en plena crisis interna tras los resultados electorales del pasado domingo.

Junqueras, quien había expresado su deseo de liderar la reconstrucción del partido, se ha visto obligado a dar un paso al costado ante las resistencias internas, especialmente por parte de Marta Rovira, su número dos en el partido durante los últimos 13 años. La discrepancia entre Junqueras y Rovira sobre el futuro de ERC ha dejado al descubierto las grietas internas que amenazan con dividir al partido en dos bandos.

La decisión de Junqueras de tomarse un tiempo para reflexionar y escuchar activamente antes de decidir su futuro político muestra su determinación de volver a la palestra en un futuro cercano. Mientras tanto, Rovira ha descartado completamente la posibilidad de presentarse a la reelección como secretaria general, lo que plantea un escenario aún más incierto para el futuro de ERC.

La convocatoria de un congreso para el 30 de noviembre busca calmar las aguas agitadas en el seno de ERC, pero la sombra de la división planea sobre el partido. Los seguidores de la ‘vía Junqueras’ y los partidarios de la ‘vía Rovira’ representan dos corrientes opuestas que amenazan con fracturar la unidad del partido en un momento crucial para su futuro.

Junqueras dejará la presidencia de ERC tras las elecciones europeas

La renuncia de Oriol Junqueras a la presidencia de ERC ha supuesto un duro golpe para un partido que se encuentra en plena crisis. Las diferencias internas entre Junqueras y Marta Rovira han quedado al descubierto, poniendo en peligro la unidad del partido. Esta situación, sumada a los malos resultados electorales del pasado domingo, plantea un escenario complicado para el futuro de ERC.

La convocatoria de un congreso para el 30 de noviembre parece ser un intento por parte del partido de mantener la cohesión interna, pero la sombra de la división sigue planeando sobre ERC. La determinación de Junqueras de regresar a la política en un futuro cercano muestra su intención de seguir siendo una figura relevante en la política catalana. Sin embargo, las tensiones internas y las disputas entre las dos corrientes representadas por Junqueras y Rovira pueden llevar a una ruptura que ponga en riesgo la supervivencia del partido.

Continue Reading