Logotipo del periódico digital El Diario de Málaga

Los directivos del Barça enfrentan embargos de Hacienda y Seguridad Social en sus cuentas corrientes.

Varios directivos del club han tenido dificultades para cumplir con sus compromisos personales, lo que ha llevado a las autoridades a recuperar parte de esas deudas, incluyendo multas de tráfico, de la única cuenta bancaria donde tenían fondos disponibles.

La polémica en torno al aval de la candidatura de Joan Laporta a la presidencia del FC Barcelona ha tomado un giro inesperado con el requerimiento de información por parte de la Agencia Tributaria. Este organismo busca esclarecer quiénes fueron las personas que respaldaron económicamente la candidatura, así como conocer los detalles de la operativa detrás de este aval millonario.

Uno de los principales protagonistas de este escándalo es el empresario José Elías, quien aportó cerca de 40 millones de euros para respaldar la candidatura de Laporta. Sin embargo, lo más sorprendente es que Elías habría solicitado a Laporta el reembolso de los gastos financieros del aval, compromiso que al parecer no se cumplió. Esta situación habría generado un quiebre en la relación entre el empresario y el presidente del club, provocando la desvinculación de Elías del entorno de Laporta.

Por otro lado, el empresario Jaume Roures también jugó un papel crucial al garantizar una póliza de 30 millones de euros para la candidatura de Laporta. A pesar de que Roures dejó en claro que no se trataba de un préstamo o donación, al finalizar la vigencia de la garantía recibió una transferencia de 100.000 euros. Este hecho ha generado aún más interrogantes sobre la transparencia y legalidad de las finanzas detrás de la candidatura de Laporta.

En medio de este escándalo financiero, se destaca la renuncia de Jaume Giró, exconseller de la Generalitat, quien habría dimitido al descubrir que más de la mitad del aval no fue respaldado por los miembros de la junta directiva, sino por personas ajenas a la candidatura. Este hecho ha puesto en entredicho la transparencia y la legitimidad de la financiación de la candidatura de Laporta, generando un ambiente de incertidumbre y desconfianza en el entorno del FC Barcelona.

La cuenta corriente de los directivos del Barça soportó numerosos embargos de Hacienda y Seguridad Social

La polémica en torno al aval de la candidatura de Joan Laporta a la presidencia del FC Barcelona ha tomado un giro inesperado con la revelación de la Agencia Tributaria sobre la necesidad de esclarecer quiénes respaldaron económicamente la misma. El hecho de que personas como José Elías hayan aportado significativas sumas de dinero para respaldar a Laporta, y luego solicitar un reembolso de los gastos financieros sin recibirlo, plantea serias dudas sobre la transparencia y la ética en la gestión de los recursos detrás de la candidatura.

La implicación de Jaume Roures en la garantía de 30 millones de euros y la posterior transferencia monetaria han elevado aún más la incertidumbre sobre la integridad financiera de Laporta. La renuncia de Jaume Giró debido a la falta de transparencia en la procedencia de parte del aval, refuerza la percepción de opacidad en las finanzas del club. En definitiva, este escándalo revela la necesidad de una profunda revisión de los procesos de financiación de las candidaturas a la presidencia del FC Barcelona, con el objetivo de restaurar la confianza y la credibilidad en la institución.

Continue Reading